04 abril 2011

inyección en vena

Que te lo digo todos los días..
que yo no se aún que narices, tienes que enganchas..
¡Joder! Hasta has pasado a ser mi vicio principal.

A partir de ahora prohibo rotúndamente que no vuelvas a..
despertarme a diario con mensajes,
despertarme los fines de semana con besos que nos hacen acabar perdiéndonos entre las sábanas,
mirarme con esos ojos que tanto odio por lo feos que son,
decirme que me quieres y que yo te lo devuelva,
agarrarme entrelanzando la mano izquierda con tu derecha mientras conduces,
colocarme el mechón de pelo detrás de la oreja antes de besarme,
hacerme la chica más feliz de universo.

Y es que uf, mira que es jodido pasar el mono de ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario